El candidato a la Presidencia de la Junta de Andalucía y presidente en funciones, José Antonio Griñán, ha presentado en el Parlamento andaluz su programa de Gobierno con un triple compromiso con el "empleo, con los derechos sociales y con la transparencia".

 En su discurso de investidura, Griñán ha expuesto un "proyecto compartido" tras la decisión de la ciudadanía en las urnas de que "la izquierda siga siendo la opción mayoritaria en Andalucía", que se ha plasmado en el Acuerdo por Andalucía suscrito por el PSOE-A e IULV-CA.

El objetivo más importante de las dos fuerzas políticas que formarán el nuevo Gobierno andaluz es el empleo y, por ello, el candidato a la Presidencia ha asegurado que impulsará un gran Acuerdo por el Empleo que "comprometa a todas las instituciones, a los agentes sociales y al conjunto de la sociedad".

Por parte de la Junta de Andalucía, este acuerdo "contemplará la reprogramación de los fondos europeos, el apoyo a autónomos, a la economía social y a pymes y medidas fiscales de apoyo a la creación de puestos de trabajo".

Asimismo, en el año 2012 estará diseñada una Agenda por el Empleo encaminada a "sumar energías" y que "permita hacer todo lo posible desde lo público para que lo privado, el empresariado andaluz, genere empleo". Una Agenda que, ha dicho Griñán, parta de la necesidad de la concertación social y genere puestos de trabajo "en el marco de un modelo productivo sostenible" que potencie tanto las "fortalezas de nuestros sectores tradicionales" como los "sectores estratégicos de futuro", en los que "Andalucía puede ejercer un claro liderazgo y que darán solidez a la estructura económica andaluza".

Plan de Choque contra el Desempleo y defensa de la educación pública

Junto a ello, el candidato ha anunciado la puesta en marcha con carácter inmediato de un Plan de Choque contra el Desempleo, dotado con 200 millones, dirigido especialmente a jóvenes y desempleados de larga duración y que incorporará un programa en materia forestal, con recursos adicionales a las partidas que se destinan a mantenimiento de superficies forestales, reforestación y explotación de montes. Asimismo, el Gobierno lanzará un Programa de apoyo al empleo en la rehabilitación de viviendas y ampliará el Plan de Oportunidades Laborales para realizar obras en colegios públicos.

En cualquier caso, según Griñán, la "llave del modelo, la que multiplicará nuestra capacidad de crear riqueza y empleo es, y será, la educación", ya que "para ganar la batalla a la crisis económica y salir de la misma en mejor situación de la que entramos es necesario concentrar los esfuerzos en la formación del capital humano".

El sistema educativo debe convertirse en "un elemento esencial de la lucha contra el desempleo" y, por ello, "no podemos permitirnos retroceso alguno en este terreno", ha recalcado José Antonio Griñán. El candidato, que se ha referido a los avances experimentados por la educación pública andaluza en los últimos años, ha recordado que una cuarta parte del alumnado español es andaluz. Por este motivo, ha alertado de que el aumento de la ratio de alumnos por aula sería "una amenaza cierta" para la región y ha reiterado que en Andalucía sí son imprescindibles las oposiciones al profesorado.

Instituto Público de Crédito Andaluz y grupo de trabajo sobre la Renta Básica

En materia financiera, el presidente en funciones ha anunciado la creación de un Instituto Público de Crédito Andaluz que ponga a "disposición de las pymes andaluzas fondos reembolsables para articular préstamos, préstamos participativos, entradas en capital y avales", teniendo en cuenta que la dimensión financiera de la crisis estrangula la actividad de numerosas empresas "viables y con necesidad de crédito".

El candidato a la Presidencia ha reafirmado además su compromiso con los "derechos sociales de las familias andaluzas". Griñán ha garantizado que, ante la próxima reformulación de los Presupuestos de la Junta para el año 2012, debido al impacto de los Presupuestos del Estado y al obligado cumplimiento de las leyes que emanan del Congreso, el Gobierno andaluz fijará como prioridades la educación y la sanidad públicas, de forma que se analizará cada partida buscando el "menor impacto" en las áreas sociales y, en cualquier caso, "ninguna decisión presupuestaria va a traducirse en privatizaciones".

"Encontraremos y defenderemos fórmulas de gestión que nos permitan ahorrar sin recortar derechos", ha sintetizado el presidente en funciones.

Asimismo, ha anunciado la constitución de un grupo de trabajo "para analizar la legislación vigente y el alcance de una futura renta básica de ciudadanía, que pudiera dar respuesta a las situaciones más penosas de falta de recursos" y la puesta en marcha de un Plan de Choque para la Inclusión Social dotado con, al menos, 320 millones en el horizonte 2016.

Calidad democrática y actividad legislativa

El presidente de la Junta ha destacado que "ética y solvencia son los dos valores que caracterizarán al futuro Gobierno de Andalucía", un Ejecutivo que dará nuevos pasos en el refuerzo de la "calidad democrática" y la "transparencia". En este sentido, se abordará la reforma del Reglamento del Parlamento de Andalucía para facilitar la constitución de comisiones de investigación y se propondrá un programa de Parlamento Abierto para la mejora de los mecanismos de participación.

Durante la IX Legislatura, el Gobierno prevé aprobar 28 leyes, entre las que el candidato a la Presidencia ha destacado la Ley de Fiscalidad Ecológica, la Ley contra el fraude fiscal y social, la Ley de Participación Ciudadana e Institucional, la Ley de Transparencia y acceso a la información, la Ley Integral de Agricultura, la Ley contra el Cambio Climático, la Ley de Servicios Sociales, la Ley de Memoria Democrática para Andalucía, la Ley de Espacios Protegidos, la Ley de la Investigación, Desarrollo y Aplicación de las Energías Renovables y la Ley de la Eficiencia Energética de Andalucía.

El candidato a la Presidencia de la Junta y presidente en funciones, José Antonio Griñán, ha rechazado en su discurso de investidura la dureza de los ajustes que se están llevando a cabo, hasta el punto, ha denunciado, de que se "subordina el empleo al objetivo de déficit" y ha apostado, en cambio, por la soberanía "de la política frente a los mercados" con el objetivo de favorecer el crecimiento.

Según Griñán, en la actual política de ajuste fiscal se están cometiendo errores, como son "subordinar el empleo al objetivo de déficit", "fijar unos plazos excesivamente cortos para la consolidación fiscal"; distribuir el déficit entre las distintas administraciones "sin atender las competencias de cada una de ellas" y, sobre todo, "olvidar que el principal problema del endeudamiento" no se encuentra en el sector público, que representa un 20% del total, sino en el privado.

En cambio, ha recalcado que los responsables públicos deben "exigir la soberanía de la política sobre los mercados" para cumplir con la "misión" que los gobiernos tienen asignada "por encima de todas", que es "favorecer el crecimiento del empleo".

"Los mercados nos atacan por el lado del déficit pero nuestro problema es el paro y la falta de financiación de la economía. Y ni uno ni otro problema se están afrontando con medidas capaces de solucionarlos", ha recordado.

Griñán ha advertido que "un ajuste presupuestario tan intenso y en tan poco tiempo como el que va a sufrir España va a contribuir de manera significativa a deprimir aún más el crecimiento de la economía española y a acentuar la crisis", y "lo que es peor, afectando a nuestro modelo de protección social".

El candidato ha rechazado que "una crisis de las finanzas públicas pueda erigirse en el argumento de dilapidar años y años de avances sociales", así como que se pueda considerar "insostenible un modelo de Estado, el de las autonomías, que, con sus altibajos, ha sido el que mejor ha servido para un crecimiento equilibrado de España".

"Por encima de todo, no podemos tolerar retroceder en la igualdad de oportunidades", cuya mejor expresión se encuentra, ha señalado Griñán, en la educación y sanidad públicas y en la atención a la dependencia.

Por ello, el candidato a la Presidencia de la Junta ha defendido el "principio de estabilidad" frente al "déficit cero" y ha advertido de que, si bien Andalucía va a cumplir los compromisos de reducción del déficit con los que se ha comprometido, "ello no me impide repetir que la forma en que estamos afrontando este problema es un error".

"No solo austeridad"

La "austeridad" es conveniente, pero "no solo austeridad", ha matizado el candidato, quien ha recordado que "equilibrar las cuentas públicas es un buen objetivo si con ello no deprimimos la economía y aumentamos el desempleo". Una "política de recortes indiscriminada" dejará "un país descapitalizado e incapaz de salir del atolladero", ha pronosticado.

José Antonio Griñán ha rechazado que se esté actuando solamente sobre el gasto cuando "el 80% del déficit es consecuencia de la caída de ingresos", lo que obliga a intervenir en este sentido, no solo con políticas fiscales sino con medidas de estímulo y con la evaluación del impacto de los recortes sobre la propia actividad económica.

"¿No somos acaso conscientes de que prescindir de profesores, investigadores, energías renovables, limitar la igualdad de oportunidades en la educación o empobrecer nuestro sistema sanitario no es una política de austeridad sino un derroche, un despilfarro, que no nos podemos permitir?", ha enfatizado.

Mientras que en el ámbito europeo se están dando "pasos atrás", con una Alemania "cuyas reglas y conveniencia se han hecho leyes para todos", en detrimento de "los países mediterráneos que compartimos el euro", en España la reforma laboral se ha convertido en instrumento para "reducir plantillas a bajo coste", el sector financiero sigue "sin salir de sus problemas y sin regar la economía con el crédito" y los Presupuestos Generales del Estado "además de incumplir nuestro Estatuto, no han sido capaces de traer la calma a los mercados".

Griñán ha subrayado que la política económica "parece haberse convertido en contabilidad", en mera "reducción del gasto público" y ha insistido en que "para romper ese círculo vicioso, es imprescindible combinar una política de estabilidad con una política de reactivación económica".

El estado de las cuentas andaluzas

En cuanto al estado de las cuentas andaluzas, el presidente en funciones ha rechazado las declaraciones "falsas y temerarias" que se han venido produciendo al respecto en los últimos tiempos.

Aunque el Gobierno andaluz saliente ha sido "prudente" en sus respuestas para no iniciar una "espiral de confrontación" que pudiera poner en riesgo la "estabilidad financiera", José Antonio Griñán ha querido poner de manifiesto que Andalucía ahorró en tiempos de superávit hasta situar su deuda un 26% más baja que el resto de comunidades; así como que el endeudamiento hoy sigue siendo un tercio inferior al del resto de autonomías, que la deuda por habitante andaluza es la mitad de la media y que el déficit de 2011 se situó en torno a la media.

El presidente en funciones ha remarcado además que "en Andalucía todas las facturas a proveedores están contabilizadas y remitidas al Ministerio de Hacienda, y todas están por debajo de la media del débito por habitante del resto de las comunidades autónomas".

El candidato a la Presidencia de la Junta y presidente en funciones, José Antonio Griñán, ha propuesto en su discurso de investidura que los grupos parlamentarios inicien un proceso de diálogo en cuatro aspectos que "resultan de especial importancia para Andalucía".

Estos cuatro puntos son la Agenda Andaluza por el Empleo, esto es, las medidas que han de llevarse a cabo para combatir el paro, especialmente el juvenil y de larga duración; el modelo de protección social y su consolidación; la colaboración institucional y el desarrollo del Estado de las Autonomías y, finalmente, la financiación autonómica y los objetivos de la estabilidad fiscal.

Griñán ha explicado que, una vez formado el Gobierno, convocará a las fuerzas políticas a iniciar este diálogo en el seno del Parlamento andaluz, tomando como base, por parte del PSOE-A e IULV-CA, las medidas que se recogen en el Acuerdo por Andalucía.

"El Gobierno que he de formar, si obtengo la investidura, tendrá la mayoría de la Cámara pero buscará el acuerdo con todos en las cuestiones que afectan a nuestro modelo de convivencia", ha dicho el candidato a la Presidencia, quien se ha comprometido a promover un "camino de consenso en un momento económico tan difícil como el que atravesamos".

De hecho, el nuevo Ejecutivo andaluz será, según José Antonio Griñán, un Gobierno "de coalición con la sociedad, con todos los andaluces, los que votaron izquierda y los que no lo hicieron".

Al igual que en la pasada legislatura, Griñán buscará el consenso de todas las fuerzas políticas andaluzas ante el debate abierto sobre las perspectivas financieras de la UE 2014-2020, de "gran importancia" para Andalucía y, "desde ese consenso, colaboraremos eficazmente con el Gobierno de España para defender nuestros intereses".

Relaciones con el Estado

Junto al diálogo con los grupos parlamentarios andaluces, el candidato a la Presidencia ha afirmado que "la Junta de Andalucía trabajará siempre para que las relaciones con el Estado descansen siempre sobre el principio de cooperación".

"Es el momento de poner el contador institucional a cero", ha dicho Griñán, que ha urgido al Gobierno central a la convocatoria de la Conferencia de Presidentes "en la que se puedan alcanzar consensos básicos sobre las prioridades de ingresos y gastos de las administraciones públicas y las políticas adecuadas para iniciar la recuperación económica".

El candidato a la Presidencia ha señalado que "nunca como ahora ha sido más necesario lanzar un mensaje de unidad y compromiso de todas las administraciones y partidos políticos con los desafíos a los que nos enfrentamos de manera conjunta", ya que "la situación de España llama al consenso y no a la imposición".

Griñán ha criticado que, sin embargo, el Gobierno central "ha decidido cargar la mayor parte de los sacrificios derivados de la estabilidad presupuestaria a la cuenta de la educación, la sanidad y las ayudas a la dependencia, sin debate previo".

El nuevo Ejecutivo mantendrá, pues, "diálogo institucional" con el Gobierno de España y las corporaciones locales y "diálogo social" con los agentes económicos y sociales, además de la búsqueda de consenso en el propio Parlamento andaluz.

"Mi Gobierno será fuerte en el diálogo y agotaremos los espacios institucionales y políticos para mantenerlo", ha asegurado Griñán, que ha pedido la "confianza" de la Cámara autonómica para "devolver" esa confianza a los andaluces que, al igual que gentes de otros lugares, "nos están mirando atentamente porque representamos la esperanza de mostrar un camino distinto".

Contra los insultos a Andalucía

La "decisión democrática" de los andaluces el pasado 25 de marzo fue que "la izquierda siga siendo la opción mayoritaria en Andalucía", ha defendido José Antonio Griñán, que ha señalado que "somos muchos los que nos hemos visto sorprendidos, y en muchos casos indignados, por determinados comentarios peyorativos sobre Andalucía que se han hecho tras unas elecciones en las que los andaluces hemos votado libremente".

"La democracia es tan válida cuando refrenda nuestros intereses y planteamientos como cuando no lo hace", ha señalado el candidato, que ha exigido "respeto para la libre decisión de los andaluces" y que se ha mostrado dispuesto a poner "los medios políticos y legales" necesarios para garantizar ese respeto.

José Antonio Griñán ha asegurado que "Andalucía tiene un alma que se hace fuerte cuando alguien pretende imponerle sus prejuicios o la impostura de sus arquetipos", un alma que, según el candidato, "despertó un 28 de febrero y ha aparecido siempre que hemos necesitado demostrar que tenemos una identidad propia, leal con el resto de España, pero orgullosa de nuestra singularidad".

El voto mayoritario de izquierdas cosechado en Andalucía, y distinto por tanto al del resto de España, pide "que nos esforcemos en demostrar que no existe una única ruta para enfrentar esta crisis mundial" y también "que trabajemos por promover un camino de consenso", ha afirmado.

 

**Joomla! Debug Console**

**Session**

**Profile Information**

**Memory Usage**

**Database Queries**

**Parsing errors in language files**

**Language Files Loaded**

**Untranslated Strings**